CURCUMA FLOR BLOQ

La Cúrcuma (Cúrcuma Longa L.) Propiedades y beneficios.

By | PRODUCTOS NATURALES, Sin categoría | 2 Comments

También conocido como cúrcuma. Es una de las principales plantas medicinales usada hace 4,000 años en la india. Planta perenne de un metro de altura que se desarrolla en los climas tropicales, pertenece a la familia de las cingiberáceas. Tiene tubérculos gruesos, cilíndricos o elipsoides, amarillo-naranja por dentro. Inflorescencia cilíndrica. Tiene olor aromático semejante al kion (jengibre) y un sabor ardiente, ligeramente amargo. Posee flores de color blanco amarillento y sus raíces (rizomas) que pueden tener un grosor de 5 a 8 cm son pardas y muy arrugadas, si las abrimos en su interior presentan un color amarillo anaranjado intenso y son usadas como un producto alimenticio y medicinal; este rizoma es picante, fresco y amargo; se usa seco y en polvo y es recetado solamente a personas mayores de 18 años. La cúrcuma es uno de los principales ingredientes del curry, un colorante culinario de la india, constituido además por pimienta, coriandro, canela, jengibre, clavo de olor, cardamomo, pimiento, comino y nuez moscada; este curry debe tomarse con moderación pues puede provocar efectos irritativos sobre la mucosa gástrica.

Usos Medicinales de la Cúrcuma.

– Trastornos hepáticos
– Enfermedades del Aparato Digestivo
– Tratamiento de las heridas (antibacteriano)
– Parásitos intestinales
– Inflamación aguda o silenciosa
– Artritis
– Colesterol
– Equilibra el sistema nervioso
– Prevenir o tratar el cáncer
– Estimular el sistema inmunológico

Beneficios Medicinales de la Cúrcuma.

El comcurcuma-planta-medicinalponente activo de la cúrcuma es conocida como la curcumina, este antioxidante sería más activa que la vitamina E. Parece tener una amplia variedad de efectos terapéuticos. Protege contra el daño causado por los radicales libres por su efecto antioxidante de gran alcance.

Para el Tratamiento de la Artritis:
Reduce la inflamación, sería aún más eficaz que la hidrocortisona en la reducción de los niveles de histamina y posiblemente por el aumento de la tasa en la sangre cortisona natural producido por las glándulas suprarrenales. Es tan potente como fármacos anti-inflamatorios no esteroideos, y no tiene efectos secundarios dañinos. En su lugar, actúa como protector del hígado.

Protector del hígado:
También protege el hígado contra muchos agentes tóxicos. Los experimentos realizados en animales confirman el efecto protector de Cúrcuma contra los efectos tóxicos de determinadas sustancias nocivas o drogas en el hígado. Los individuos usando regularmente drogas, incluyendo el uso frecuente de paracetamol u otros medicamentos para el dolor, así como las personas que consumen alcohol regularmente, cúrcuma debe utilizar para proteger el sistema hepático. La cúrcuma puede ser utilizada en conjunción con el cardo.

Sistema cardiovascular:
La Cúrcuma puede ayudar a reducir los niveles de colesterol en la sangre y aumenta la fluidez de la sangre al disminuir la agregación plaquetaria. Por tanto, esta acción dual le da cualidades protectoras del sistema cardiovascular.

Antibacterial:
La cúrcuma tiene propiedades antibacterianas que son especialmente utilizados en la cocina para evitar putrefacción de la carne. Para prevenir la infección, cuando ligero rasguño o lesión, puede espolvorear polvo de cúrcuma, después de haber limpiado.

Parásitos intestinales:
Las pruebas de laboratorio realizadas han confirmado la eficacia de Curcuma para combatir los protozoos, lo que justifica su uso en casos de disentería.

Protección contra el cáncer:
La cúrcuma es parte de la lista de los 9 alimentos para comer todos los días para reducir más de un 50% la posibilidad de aparición de cáncer. Un informe publicado en Cancer Letters informa que la cúrcuma inhibe el crecimiento de tumores de cáncer de linfoma. Algunos estudios muestran que ayuda a prevenir el desarrollo de tumores en animales.

La equinácea

By | Sin categoría | No Comments

echinacea_purpurea

DESCRIPCIÓN.- Existen nueve variedades de equinácea, todas ellas son plantas herbáceas, perennes y con una raíz principal de la que salen numerosas raicillas. Con tallo delgado, hueco y velloso que alcanza un metro de altura, en el extremo de dichos tallos, entre junio y agosto, crecen flores de color violeta a púrpura dependiendo de la especie. La planta posee una roseta de hojas lanceoladas y vellosas como el tallo. La raíz es de color pardo grisáceo y estriada.

PARTES UTILIZADAS.- Se utiliza la raíz principalmente, aunque también se emplean las hojas y las sumidades floridas.

HÁBITAT.- Las equináceas tienen diferentes gustos según la variedad, así la Echinacea angustifolia crece en suelos secos del centro y el noroeste de Estados Unidos, mientras que la Echinacea pallida gusta de suelos húmedos en claros de bosque, cerca de campos de cultivo. La Echinacea purpurea abunda en suelos húmedos, en los márgenes de matorrales y prados del sudeste de los Estados Unidos. La Echinacea purpurea es la más cultivada y se ha convertido en la especie de suministro mundial. Se cultiva abundantemente en el centro de europa.

RECOLECCIÓN.- Las hojas y las flores se recogen en el momento de la floración. Las raíces se recolectan en otoño cuando la planta ya ha dado las semillas. Debe de tener, como mínimo, tres o cuatro años para que las raíces sean suficientemente grandes.

COMPONENTES PRINCIPALES.- La composición de la raíz de la Equinácea es sumamente compleja. Contiene polisacáridos, derivados del ácido cafeico, poliacetilenos de efecto bactericida y fungicida, flavonoides, aceite esencial (consta de más de 20 componentes), equinacósido, gran cantidad de alquilamidas, etc. Los estudios clínicos realizados sugieren que la Equinácea ayuda a prevenir gripes y constipados, a la vez que reduce la severidad y duración de estos.

PROPIEDADES Y ACCIÓN.- La propiedad más reconocida y que hace de la equinácea una de las plantas más estudiadas y reputadas en fitoterapia es la INMUNOESTIMULANTE, ya que a través de
una estimulación general, no específica, aumenta los mecanismos de defensa del organismo, incrementando la fagocitosis (destrucción de los microorganismos por los leucocitos), así como la inmunidad humoral (mayor producción de anticuerpos). Inhibe la síntesis de prostaglandinas y de la hialuronidasa.

Por esta propiedad INMUNOESTIMULANTE la equinácea está especialmente recomendada en casos de resfriados, gripes y procesos infecciosos varios en los que el organismo carece o tiene mermada su protección inmunitaria. La Comisión E y la ESCOP recomiendan el extracto de equinácea como tratamiento y profilaxis de infecciones recurrentes del tracto respiratorio superior (resfriado común) y también del tracto urogenital. La Comisión E le da gran valor en el tratamiento de soporte en las infecciones gripales. En un estudio doble-ciego, placebo controlado con 180 voluntarios, investigadores alemanes encontraron que el extracto de Echinacea purpurea ayudaba en casos de gripe, disminuyendo los síntomas (inflamación nasal y de las glándulas) y reduciendo la duración de esta.

Otro estudio alemán evaluó la actividad de un extracto de Echinacea purpurea sobre el curso y la severidad de catarros y síntomas gripales en pacientes altamente propensos a infecciones por su contenido de células T sanguíneas. Se trataron más de 120 pacientes, de los que la mitad recibieron dosis diarias de extracto. Comparado con el grupo al que se le suministro un placebo, el grupo tratado tenía síntomas más leves, menos infecciones y más cortas así como periodos más largos entre infecciones. La equinácea presenta igualmente una actividad antiinflamatoria y antiedematosa debido a la inhibición de la hialuronidasa tisular y bacteriana que impide la difusión de los gérmenes patógenos. Por esta razón se recomienda en pacientes afectados de artritis crónica.

Su acción antitérmica y analgésica se debe a que produce vasodilatación y sudoración. Se recomienda en casos de afecciones prostáticas por su efecto descongestivo sobre la glándula prostática. Por último señalaremos su importante acción como cicatrizante y reepitalizante reduciendo el número de necrosis celulares. Favorece la formación del tejido de granulación, responsable de la curación de las heridas. A esta acción cicatrizante se une la actividad antivírica y antibiótica debida a la presencia del equinacósido y otros ésteres cafeicos. Por esto es sumamente efectiva en abscesos, heridas, quemaduras infectadas, úlceras de la piel, etc., tanto por vía interna como aplicado externamente. Estudios “in vitro” muestran actividad inhibidora contra Trichomonas vaginalis, lo que confirma su uso tópico en preparaciones como ungüentos y cataplasmas vaginales. El extracto se emplea en gotas y para uso externo en pomadas.

CONTRAINDICACIONES.- Está contraindicada en trastornos sistémicos progresivos y en enfermedades como tuberculosis, colagenosis, esclerosis múltiple, SIDA, etc. Su administración por vía parenteral puede producir reacciones febriles, nauseas, vómitos e incluso shock alérgico. Evitar la vía parenteral durante el embarazo y la lactancia, así como en casos de propensión a alergias y en individuos diabéticos (puede producir un empeoramiento de su situación metabólica).

INTERACCIÓN CON MEDICAMENTOS.- Evitar la administración conjunta con fármacos que puedan causar daño hepático, del tipo amiodarona, metotrexato, etc.

MODO DE EMPLEO.-
Infusión: 2-2,5 gr varias veces al día, mejor entre comidas.
Decocción: 1 gr tres veces al día.
Extracto fluido: 0,5 ml tres veces al día.
Extracto seco: 400 mg-1 gr al día
Uso externo: Se utilizan compresas de decocción o apósitos de tintura diluida en agua. Estas recomendaciones de uso son genéricas y están siempre sujetas a las indicaciones del fabricante o profesional.

UN POCO DE HISTORIA nombre procede del griego echino, que significa “espinoso” por el disco central espinoso de la cabezuela floral. Los nativos de América del Norte la llamaban ek-ihnay-sel-uh. Estos fueron los primeros en utilizar la equinácea con fines curativos en picaduras de serpientes y otras dolencias. Los indios Sioux utilizaban las raíces frescas para la hidrofobia y las mordeduras de serpiente, y los hechiceros de esta tribu curaban la rabia mucho antes de que Pasteur descubriera la vacuna antirrábica. También los Cheyennes mascaban la raíz durante su ritual de la Danza del Sol. Estos indios utilizaban el polvo de la raíz para problemas en la boca, reumatismo, artritis y sarampión. El primer uso comercial lo hizo la compañía Lloyd Brothers utilizando productos farmacéuticos a base de equinácea para heridas, picaduras, difteria, meningitis, sífilis, gangrena, etc., hacia finales del siglo XIX. Alrededor de 1890 se comenzó a exportar a Europa, y hasta 1930 en la mayoría de los productos se utilizó la Echinacea angustifolia.

Debido a las continuas faltas de materia prima Gerhard Madaus importó semillas para su cultivo en Europa. Sin embargo debido a un error las supuestas semillas de Echinacea angustifolia resultaron ser de Echinacea purpurea, a partir de entonces la especie predominante. Es por esto que la mayoría de las investigaciones científicas realizadas en Europa sobre la equinácea se han realizado con Echinacea purpurea. En 1957 se descubrió que el extracto de equinácea reduce aproximadamente un 22% la inflamación articular, comparable al efecto de la cortisona.

De las nueve variedades de Equinácea existentes tres se utilizan por sus propiedades medicinales: Purpurea – Angustifolia – Pallida. Las otras seis variedades están más limitadas en extensión y población. La Echinacea Tennesseensis y la Echinacea Laevigata aparecen en la lista de especies federales (EEUU) en peligro.

EQUINÁCEA Y CÁNCER
La radioterapia y la quimioterapia producen una gran disminución de las defensas del organismo. La equinácea es muy efectiva en el aumento de los leucocitos y mejora de las defensas.

Aceite del Árbol del Té

By | Sin categoría | No Comments
aceite-de-árbol-de-té
Originario de Australia, el aceite del árbol del té  se obtiene gracias a la destilación de las hojas de un árbol conocido como Melaleuca Alternifolia.Los aborígenes de este país la han utilizado por sus numerosas propiedades desde hace cientos de años. Se cree que la utilización del Árbol de Té se debe probablemente a la tribu australiana de los Bundjalung, en el norte de Nueva Gales del Sur. Los Bundjalung prensaban las hojas y las reblandecían antes de preparar el té. Con esta infusión, trataban heridas, quemaduras y dolores en general. Y usaban las hojas aplastadas y mezcladas con barro caliente, para tratar infecciones y enfermedades cutáneas.
Hoy en día, el Aceite de Árbol de Té se obtiene de la destilación en alambique de las hojas del árbol Melaleuca Alternifolia. Se trata de un aceite con un gran valor por sus comprobadas propiedades antisépticaspara combatir infecciones virales, bacterianas, hongos, y otras enfermedades que nos afectan como las alergias, lumbagos, artritis… Así mismo, es recomendado para el cuidado externo de la piel y el cabello.En general, refuerza el sistema inmunológico y las defensas del organismo, y puede ser usado por personas de todas las edades.
Debe estar incluido dentro del botiquín de primeros auxilios para ser aplicado en caso de golpes, picaduras de insectos, quemaduras, heridas y muchas otras circunstancias de la vida diaria. Y no sólo eso, su uso nos ayuda a mejorar nuestro bienestar y conservar la belleza.
No se le conoce ningún tipo de toxicidad, ni efectos secundarios, no irrita la piel por lo que no conlleva ningún riesgo para la salud. Eso sí, como cualquier otro aceite esencial tendremos que ir con cuidado y evitar su contacto con los ojos, pero si esto sucediera, no hemos de alarmarnos y simplemente tenemos que lavarnos con abundante agua.
¿Cuáles son los beneficios del aceite del árbol del té?
  • El aceite del árbol del té tiene propiedades maravillosas que hace que sea un agente natural popular para la curación de los tres tipos de organismos infecciosos: Hongos, bacterias y virus.  Se sabe que es muy útil para luchar con eficacia una serie de infecciones que son resistentes a algunos antibióticos. Por lo tanto,el aceite de árbol de té es un excelente remedio natural para cientos de enfermedades de la piel causadas por bacterias y hongos, como el acné, piel grasa, las ampollas, quemaduras del sol, el pie de atleta, verrugas, herpes, picaduras de insectos, erupciones cutáneas, la caspa y otras heridas e irritaciones menores.
  • Los estudios han demostrado que el aceite del árbol del té también sirve para tratar los problemas respiratorios que van acompañados de dolor de garganta, tos y secreción nasal a en condiciones severas como el asma, la tuberculosis y bronquitis. Las propiedades anti-virales del aceite combaten muchas enfermedades infecciosas comunes como la varicela, herpes zoster y el sarampión y verrugas. También fortalece el sistema inmunológico del cuerpo, que es a menudo debilitado por el estrés, enfermedad, o por el uso de antibióticos y otros medicamentos. También se puede usar como enjuague bucal, ya que es muy eficaz en la curación de la candidiasis oral (infección por hongos de la boca y la garganta).
APLICACIONES PARA TODA LA FAMILIA
Aplicación Directa. Aplicar sobre la zona afectada directamente, empleando el dedo o con un poco de algodón.
Inhalación. Añadir 5-10 gotas de aceite del árbol del té a un vaporizador o una olla con agua hirviendo; tápese la cabeza con una toalla, cierra los ojos. Ideal para congestión nasal o sinusitis.
Gárgaras. Diluir 5-10 gotas de aceite del árbol del té en medio vaso de agua tibia, para el dolor de garganta.
Para el cabello. Mezclar algunas gotas de aceite del árbol del té en el champú para la picazón, o aplicar directamente al cuero cabelludo durante algunos minutos antes del lavado, para combatir caspa, piojos, hongos.
Baño relajante. Poner algunas gotas en la bañera, con agua a temperatura agradable. (Para aliviar dolores musculares y reumáticos).
Crema. Mezclar unas gotas a la crema habitual usando una espátula plástica. Produce efectos antibacterianos.
Compresas. Poner unas gotas de aceite del árbol del té en un paño humedecido en agua fría sobre el área inflamada o en várices; encima colocarse una bolsa de agua caliente o fría, según el caso.
Masaje. Mezclar 5% de aceite del árbol del té con Aceite de Jojoba (penetra muy bien en la piel y no se oxida) o de almendras (indicado para pieles sensibles, dejándolas lisas y suaves), para facilitar su esparcimiento. Produce una acción aromaterapéutica.
Enjuague bucal. Mezclar 5 a 10 gotas de aceite del árbol del té en medio vaso de agua caliente y hacer gárgaras para aliviar encías inflamadas, placa, caries, mal aliento, dolor de muelas.
Pies. Agregar 10 gotas a un recipiente con agua caliente; importante para sudoración, cansancio, hongos, callos.
Baños de asiento. Poner 10 gotas de aceite del árbol del té en una tina con agua caliente. Tomar un baño de 10 minutos. Efectos: alivio del prurito en la zona genital; mejora las molestias de las hemorroides, inflamaciones de la vejiga.
Para usar a menudo y en viajes. Poner unas gotas sobre un pañuelo si está resfriado. Para la noche, poner algunas gotas en la almohada.
Cabello graso o reseco, piojos, caspa, cuero cabelludo irritado y con picazón. El aceite del árbol del té ayuda a desbloquear y regular las glándulas sebáceas y estimular el libre flujo de los aceites humectantes del organismo. Aplicar 5-10 gotas sobre el cuero cabelludo, frotando bien. Poner un gorro por 30 min. Lavar con champú suave.
Nariz. Congestión Nasal – Sinusitis – Rinitis. Agregar 10 gotas de aceite del árbol del té a un baño de vapor o vaporizador, inhalar, frotar algunas gotas de aceite de aceite del árbol del té debajo de la nariz y en la frente. Cuidado. No aplicar en los ojos. En caso de Ulceraciones Nasales. Aplicar aceite del árbol del té con un poquito de Algodón directamente en el área afectada.
Garganta. Dolor de garganta. agregar 5-10 gotas de aceite del árbol del té a media taza de agua tibia y hacer gárgaras 3-4 veces al día hasta calmar el dolor.
Oído. Aplicar 2 gotas tibias de aceite del árbol del té diluido en un aceite base (puede ser almendras o de oliva) con un cuentagotas en el oído dolorido. Repetir el procedimiento mientras sea necesario. Nunca aplicar el aceite del árbol del té puro en el oído.
Boca. Encías inflamadas – Gingivitis – Placa Bacteriana – Caries – Mal Aliento. Agregar 5 a 10 gotas de aceite del árbol del té a medio vaso de agua, y realizar enjuagues bucales 3 veces al día. Dejar caer 2 gotas sobre el cepillo de dientes antes de cepillarse. Para Llagas y úlceras bucales. Aplicar directamente sobre el área afectada aceite del árbol del té 3 veces al día. Recordar que el Tea Tree tiene propiedades cicatrizantes, analgésicas, y antisépticas. Cuando hay Dolores Dentales. Aplicar una gota sobre el diente afectado.
Labios. Para los labios resecos, aplicar aceite del árbol del té diluído en un aceite base 3 veces al día. Cuando hay Herpes Simplex de Labios, aplicar directamente varias veces al día hasta que seque. Calma el dolor. Luego aplicar aceite del árbol del té diluído en un aceite base para regenerar los tejidos.
Pecho. Tos – Congestión de los bronquios. Agregar 10 gotas de aceite del árbol del té a un vaporizador o una olla con agua caliente, cubrir la cabeza con una toalla e inhalar profundamente durante 5-10 minutos, con los ojos cerrados. Repetir el procedimiento por lo menos 2 veces al día. En caso de tos, también se puede frotar el pecho y la parte superior de la espalda con unas gotas.
Piel. Para afecciones cutáneas y subcutáneas y también para el rostro. Para conservar la humedad del cutis y suavizarlo, aplicar aceite del árbol del té diluído en un aceite base en movimientos circulares ascendentes. Si hay Acné, aplicar aceite del árbol del té directamente sobre el área afectada con un poco de algodón. Repetir el procedimiento 3 veces al día. Realizar baños de vapor colocando 8-10 gotas de aceite del árbol del té en una olla con agua caliente, cubriendo la cabeza con una toalla, durante 10 min. Cerrar los ojos. Luego aplicar aceite del árbol del té diluído en un aceite base.
Picaduras de mosquitos y otros insectos. Aplicar aceite del árbol del té en el área afectada. Para áreas mayores, aplicar aceite del árbol del té diluído en un aceite base.
Herpes Zoster. Aplicar unas gotas de aceite del árbol del té sobre el herpes. Repetir la operación hasta que seque y calme el dolor. Después aplicar aceite del árbol del té diluído en un aceite base. Si la lesión no desaparece o disminuye en un par de días, consultar al médico.
Piel reseca – Erupciones – Dermatitis – Psoriasis – Alergias. Aplicar unas gotas de aceite del árbol del té o untar aceite del árbol del té diluido en un aceite base sobre el área afectada 3 veces al día.Sarpullido. Aplicar aceite de árbol de té diluído en aceite base sobre el área afectada varias veces.
Ampollas. Aplicar aceite del árbol del té sobre las ampollas 3 veces al día para calmar el dolor y prevenir infección. Después aplicar aceite del árbol del té diluído en un aceite base 2 veces al día para continuar el proceso de curación.
Cortes – Heridas. Aplicar sobre la lesión varias veces aceite del árbol del té para desinfectar y cicatrizar. Una vez que se haya formado la costra, aplicar aceite del árbol del té diluído en un aceite base para continuar el proceso de cicatrización sin tirantez ni picazón.Posoperatorios. Aplicar varias veces aceite de árbol del té hasta que cicatrice.
Después del afeitado o de la depilación. Aplicar una pequeña cantidad de aceite del árbol del té para cortadas o aceite del árbol del té diluído en un aceite base para desinfectar y calmar la irritación.
Hongos. Lavar y secar bien las áreas afectadas de la piel. Aplicar aceite del árbol del té directamente sobre el área afectada 3 veces al día. Cuando el hongo desaparezca, continuar el tratamiento con aceite del árbol del té diluído en un aceite base para prevenir.
Quemaduras menores o de sol. Aplicar inmediatamente hielo o agua fría para que calme el dolor. Luego aplicar varias veces aceite del árbol del té sobre la quemadura para desinfectar. Continuar hasta que se forme una costra. Cuando se caiga la costra, continuar el tratamiento aplicando aceite del árbol del té diluído en un aceite base.
Golpes – Torceduras. Inmediatamente aplicar hielo alternando con aceite del árbol del té varias veces para evitar inflamación, para que no salgan hematomas.
Varicela – Sarampión – Roséola – Rubéola – Forúnculos. Adicionalmente al tratamiento médico, utilizar aceite del árbol del té para calmar la picazón y acelerar la cicatrización. Utilizar vaporizador con aceite del árbol del té mientras dure la enfermedad.
Pies. Hongos debajo de las uñas. Lavar y secar bien los pies. Aplicar aceite del árbol del té 2 veces al día a la uña infectada frotando durante 2 minutos. Repetir hasta que desaparezca el hongo. En caso de Mal olor – Pié de Atleta. Lavar y secar bien los pies. Aplicar 2 veces al día aceite del árbol del té diluído en un aceite base.
Afecciones musculares y articulares. Dolores musculares: Frotar aceite del árbol del té sobre los músculos adoloridos. Agregar 10 gotas de aceite del árbol del té a un baño caliente.
Artritis – Reumatismo – Lumbagos. Aplicar 2 veces al día aceite del árbol del té sobre el área dolorida y masajear la zona. Agregar 10 gotas de aceite del árbol del té al agua de la tina para sentir alivio. Un paño húmedo caliente al que se le han vertido unas gotas de aceite de árbol de té ayuda a bajar la inflamación.
Higiene íntima. Infecciones vaginales – Hongos Vaginales – Cistitis. En combinación con el tratamiento médico, realizar baños de asiento diluyendo 10 gotas de aceite del árbol del té en un litro de agua tibia. Permanecer 10 min
Cuidados relacionados con bebés. Recordar siempre que los bebés tienen la piel muy delicada, por lo que al tratarlos con aceite del árbol del té, se deben usar cantidades muy pequeñas y en la mayoría de los casos diluídas. Lactancia. En caso de pechos agrietados por lactancia, aplicar unas gotas de aceite de árbol de té diluido en aceite base sobre el área afectada, después de amamantar. Cuando se produce Dermatitis del pañal, aplicar aceite de árbol de té diluído en aceite base sobre el área afectada cada vez que se cambie el pañal. Nunca debe aplicarse aceite de árbol de té puro. Si hay Costra Láctea, aplicar 5 gotas de aceite del árbol del té diluído en aceite base masajeando suavemente la cabeza del bebé.
Usos en el hogar. El aceite de árbol de té es entre 10 y 20 veces más fuerte que el antiséptico más poderoso, el ácido carbólico o fénico. De manera que cuando se utiliza como ingrediente de limpieza en el hogar, en el lavado de ropa personal y de cama, o como desinfectante para higienizar y aromatizar la casa, se está creando el más seguro y natural ambiente higiénico para toda la familia.
Cuidados de animales domésticos: Cada vez se usan más aceites esenciales en el tratamiento de afecciones corrientes en la práctica veterinaria y en el cuidado de animales domésticos, sobre todo perros, gatos y caballos. En animales pequeños, el tratamiento con aceite del árbol del té debe ser cuidadoso debido a su alto grado de concentración. Pulgas. Bañar al animal; frotar la piel con una esponja sobre la cual se han vertido 10-20 gotas de aceite de árbol de té. Este tratamiento también mejora su piel. Garrapatas. Aplicar aceite de árbol de té a la garrapata viva y sobre el área aledaña y esperar unos 10 min. Transcurrido este tiempo, retirar las garrapatas que no se hayan desprendido solas. Continuar untando el aceite de árbol de té en el área afectada 3 veces al día durante el tiempo necesario para aliviar la irritación
NOTA: El aceite de árbol de té tiene un aroma bastante peculiar que no a todos gusta, si quieres utilizarlo para masaje, en tu crema o en el champú puedes echarle unas gotitas del aceite esencial que más te guste, limón, lavanda…
SILICIO BLOQ2

El silicio orgánico.

By | ARTICULACIONES | 2 Comments

La rama que se encarga de aplicar las propiedades curativas de este elemento es la silicioterapia. Ya en el antiguo Egipto se usaba el silicio para tratar determinadas dolencias, pero no ha sido desarrollada hasta mediados del sigo XX,

El estudioso norteamericano W.A. Price ha demostrado que la alimentación de los pueblos primitivos contiene cuatro veces más minerales que la dieta industrializada moderna (citado por Heinz Scholz, 1987).

Se ha comprobado que el silicio orgánico,elemento fisiológico de la sangre y el tejido, es fundamental en la asimilación del calcio, el fósforo, el magnesio y en la síntesis de la vitamina D.

Propiedades curativas.

Cualquier tipo de alteración, ya sea lesión o enfermedad, causa perturbaciones en la función de las células, lo que afecta a la polaridad o propiedades eléctricas de las mismas. El silicio orgánico es capaz de corregir estas perturbaciones y devolver al cuerpo a un estado de equilibrio. De esta forma las células son capaces de resistir infecciones y reparar los daños celulares, lo que explica propiedades tan variopintas como:

  • Aumenta las defensas y fortalece el sistema inmune, ya que es capaz de desencadenar la producción de antígenos y anticuerpos.
  • Protege los huesos y articulaciones: es una parte fundamental en la mineralización de los huesos. Su presencia es esencial para la síntesis de fibras, como la elastina y el colágeno, en las que el silicio se encuentra en gran medida. Esto podría ser especialmente útil en problemas de osteoartritis.
  • Actúa contra la hipertensión, ya que mantiene la integridad de las arterias haciendo que sean mas impermeables frente a sustancias nocivas, lo que hace que la sangre circule mejor. Y por extensión protege al corazón y todo el sistema circulatorio.
  • Reduce los niveles de colesterol: al hacer las paredes de las arterias mas impermeables, el silicio orgánico evita que el colesterol malo (LDL) quede adherido a sus paredes.
  • Es un potente analgésico y cicatrizante: es un poderoso anti-inflamatorio usado por muchos fisioterapeutas para aliviar  tendinitis, contracturas y el dolor en las articulaciones.
  • Protege la piel, ya que al ser un componente de la misma, contribuye en su arquitectura y elasticidad, siendo la deficiencia de silicio una de las causas de la aparición de arrugas y sequedad en la piel. También es beneficioso para el pelo, las uñas y los dientes.
  • Protege contra los radicales libres y la oxidación: gracias a su estructura electromagnética especial, se encuentra en constante búsqueda del equilibrio iónico, y por tanto, de la actividad antioxidante. Esto puede explicar porque algunos autores afirman que  podría tener propiedades contra el cáncer.
  • Juega un papel importante en el metabolismo general del cuerpo: esta implicado en el proceso regenerativo de las células al restaurar el balance iónico de las que están dañadas o debilitadas y aumenta los intercambios celulares.

Los alimentos ricos en silicio son:

La avena, el mijo, la cebada, el arroz (todos ellos integrales), las patatas, la remolacha, la alfalfa, la soja, vegetales verdes, etc… siendo las fuentes más ricas de la alimentación humana los cereales integrales. En promedio la alimentación aporta unos 30mg al día de silicio. La dieta moderna basada en alimentos refinados, con un bajo consumo de vegetales, con suelos empobrecidos y animales de crianza industrial, genera una inexorable disminución del contenido de silicio en los tejidos humanos. (Carlisle, 1974).Él estudioso norteamericano W.A. Price ha demostrado que la alimentación de los pueblos primitivos contiene cuatro veces más minerales que la dieta industrializada moderna (citado por Heinz Scholz, 1987).

Puedes comprar silicio orgánico en nuestro herbolario.

MIEL PURA

Consejos para comprar una buena miel.

By | PRODUCTOS NATURALES | 3 Comments

 

La miel envasada de forma natural, como norma general, se conserva líquida poco tiempo. Muchos son los factores que influyen en la rápida o lenta cristalización: humedad, origen botánico, relación glucosa fructosa, temperatura, métodos de envasado, etc. El hecho de que la miel, sea una mezcla sobresaturada de azúcares (fructosa + glucosa + sacarosa) es ya una causa de cristalización natural.
Por desgracia, muchos consumidores, relacionan la miel líquida con una miel recién extraída de las colmenas, y la realidad es muy distinta. Si bien es verdad, que las mieles recién envasadas están todas líquidas, esto no quiere decir que sean de la última cosecha. Hay mieles pasteurizadas que se mantienen líquidas muchos años, y otras pueden estar recién envasadas, pero haber dado unas cuantas vueltas al mundo, eso sí, en estado sólido o granulado.
Por tanto, no debemos rechazar las mieles cristalizadas, ya que es su forma natural de presentación, después de unas semanas del envasado.
Durante el proceso de extracción de la miel (centrifugado de panales), se produce la aparición de pequeñas burbujas de aire, que en las mieles con poca humedad se quedan atrapadas en la masa, formando agrupaciones longitudinales que reciben el nombre de marmolizaciones. También en los climas muy fríos la miel cristalizada llega a contraerse, con lo que se separa de la pared del cristal, apareciendo también las estelas de burbujas de aire. Al contrario de lo que habitualmente piensa la gente, estas marmolizaciones nos indican la pureza, frescura y poca humedad de las mieles que las contienen.
Cuando en una miel líquida, encontramos precipitación de cristales sólidos en el fondo, o medio frasco cristalizado (siempre la parte de abajo) y el otro medio líquido, se debe a la mezcla de diferentes tipos de miel, a que ha sido calentada exageradamente o a un prolongado y deficiente almacenaje.
En ocasiones también nos encontramos mieles casi cristalizadas, pero con la parte de arriba del tarro, con una miel muy líquida, esto nos indica que al envasar la miel tenía un grado de humedad muy alto; o que ha sido expuesta a una temperatura muy elevada durante su almacenaje, lo que puede causar la fermentación de la miel.
Pero no se preocupe, la miel no se estropea, puede consumirla sin riesgo para su salud, simplemente pierde sus propiedades terapéuticas, pero puede consumirla como edulcorante.
Las mieles recolectadas cuando los panales están bien operculados (tiene poca humedad), y envasadas sin grandes manipulaciones, mantienen intactas sus propiedades físicas durante muchos años, aunque con el paso del tiempo, van perdiendo propiedades terapéuticas.
Calentar la miel, dejarla al sol o en lugares húmedos, son factores determinantes que influyen en la degradación de la calidad de la miel.
Consejos para adquirir una buena miel.
Comprar la miel en herbolarios de confianza o, adquirirla del propio apicultor, si sabemos que hace bien las cosas.
No comprar mieles que están expuestas en los escaparates de los comercios.
Fijarnos bien en las etiquetas, preferentemente que la miel esté envasada por el propio apicultor y que esté producida en España. De esta forma contribuimos a conservar los ecosistemas nacionales, tan necesitados de la polinización de las abejas.
Fijarnos que la miel no tenga restos de cera o abejas, las impurezas nos muestra que ha sido manipulada de una forma deficiente.
O, comprar nuestras mieles……………

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. CERRAR